Retail venezolano a la espera de fiestas de fin de año para subir ventas

Las tiendas por departamentos se quedaron esperando la llegada de la Navidad, después de las elecciones parlamentarias del pasado domingo.

El repunte en las ventas que tradicionalmente ocurre cuando inicia la temporada navideña aún no se ha sentido en las cajas registradoras de Graffiti y El Tijerazo; mientras que en Beco apenas ayer estaban colocando la mercancía propia de esa época en la tienda principal de Chacaíto, en Caracas

La caída de 6% que sufrió el PIB comercial durante el primer semestre, según el BCV, se ha reflejado en las ventas de las grandes superficies, que siguen facturando en niveles similares a los de 2009, pero están colocando cerca de la mitad de la mercancía en volumen. El inicio de la temporada navideña no ha sido la excepción.

En la tienda Graffiti, ubicada en el centro comercial Sambil, la mercancía navideña, principalmente adornos para el hogar, se colocó en los anaqueles en la primera semana de septiembre, como cada año.
Aun cuando muchos comerciantes pensaron que las ventas empezarían a aumentar después de las elecciones, Roxana Briceño, subgerente de esta tienda, dijo que "ni siquiera porque ya pasaron las elecciones ha comenzado el boom".

La encargada estima que se está vendiendo menos de la mitad de lo que se vendía en esta temporada el año pasado.

Las fuertes lluvias que han ocurrido en las últimas semanas en la capital también alejan a los clientes, según Briceño. "Las calles y los drenajes colapsan cuando llueve, por lo que muchas personas dejan de venir. Sobre todo las que utilizan el Metro o viven en los barrios", dijo.

Dame mi aguinaldo. La subgerente de Graffiti espera que la tendencia mejore en noviembre, cuando los empleados públicos cobran sus aguinaldos y algunas empresas pagan las utilidades.
"Como Graffiti trabaja por promociones, muchos de nuestros clientes esperan las típicas liquidaciones de mercancía que se hace en diciembre para comprar", acotó Briceño.

En El Tijerazo del centro comercial Sambil conviven en la tienda los adornos alusivos a Halloween, que se colocaron hace 15 días, con los de Navidad, que están expuestos desde esta semana.
Jesús Tovar, subgerente de la tienda, dijo "las ventas no han estado como se esperaba, pero ha empezado a mejorar la afluencia. Eso sí, todavía en esta fecha muchas personas vienen sólo a mirar y a comparar precios".

Tovar informó que nuevamente en septiembre, de manera similar al resto de 2010, las ventas no aumentaron en bolívares con respecto a 2009, sino que se mantuvieron en niveles similares a los del año pasado.
Los adornos de Halloween se han colocado bien, porque son muy buscados por comerciantes que desean decorar sus tiendas o discotecas y por quienes celebran el 30 de octubre con alguna fiesta.

Inflación. El incremento de precios también ha afectado a los adornos de Navidad. Un arbolito de 2,1 metros que el año pasado costaba 900 bolívares (US$209), ahora se consigue en 1.260 (US$293) en Graffiti, según informó un empleado de la tienda. El que costaba 800 (US$186) en 2009 ahora tiene un precio de 1.080 bolívares (US$251), por lo que el aumento de precios oscila entre 35% y 40%. Un pino de este tamaño en El Tijerazo tiene un valor de 690 bolívares (US$160), y en Beco aún no habían colocado los precios de estos artículos.

Las coronas grandes cuestan este año 200 bolívares (US$46) en Graffiti y 169 bolívares (US$39) en El Tijerazo. Las medianas tienen un precio de 180 bolívares en la primera cadena, mientras que en la segunda cuestan este año 99 bolívares.

Carlys Delgado, una compradora de 18 años que se encarga de hacer la decoración navideña en su hogar, dijo que, después de comparar precios, decidió comprar en El Tijerazo con un presupuesto de 500 bolívares (US$116) para adquirir los adornos del arbolito y para decorar una baranda.

Fuente: America Economía
Comentarios
Publicar un comentario en la entrada